Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

EPT | July 9, 2020

Scroll to top

Top

Jueves 28 de diciembre de 2006

Donde las dan, las toman

La ex Primera Dama peruana, Eliane Karp, está siendo investigada por la presunta apropiación de fondos públicos y falsificación de firmas.

En política es frecuente que, cuando las primeras damas de algún país tienen una personalidad fuerte y son proclives a hacerse notar, ellas terminan generando toda suerte de problemas de imagen que afectan la gestión de sus esposos-presidentes. La experiencia reciente en nuestro país así lo confirma. Pero el problema no es, como veremos, exclusivo de los argentinos.

En efecto, la Contraloría General de la República del Perú acaba de informar que Eliane Karp, la esposa del ahora ex presidente peruano Alejandro Toledo, compró en su momento joyas con cargo a fondos del Estado. La dama, descuidada, olvidó devolverlas luego de que su esposo dejara su cargo presidencial y ella, de origen extranjero, abandonara el país. Se trata de collares y aros adquiridos para presentaciones oficiales cuyo costo fue cargado al Despacho Presidencial.

No se trata de un gasto millonario, desde que las respectivas facturas de compra sugieren que hablamos, en este caso, de unos mil ochocientos dólares en joyas. Es una cuestión de conducta que tiene que ver con principios éticos. La distracción de la Karp es imperdonable. Una cosa es que quiera aparecer con atuendos apropiados y otra, distinta, es tratar a las joyas adquiridas como si fueran un “souvenir” de la gestión de su esposo. Si el estado peruano las pagó, es su dueño.

La judicialización de la política, fenómeno creciente en América Latina, transforma el paso por los cargos públicos en un futuro vía crucis. También para las esposas de los funcionarios. La Karp está siendo investigada por una presunta apropiación de fondos destinados a damnificados del sismo que afectó al sur del Perú en 2001. También por denuncias de manejos oscuros de contribuciones a una organización social creada por ella. Como si eso fuera poco, ahora es requerida en un caso de presunta falsificación de firmas en el partido que en su momento fundó Alejandro Toledo, conocido como “Perú Posible”. Nada es gratis en política. Tampoco para las esposas de los presidentes, particularmente cuando son olvidadizas.

El año se nos acaba y me despido de ustedes. Durante estos meses, hemos tenido que escuchar cosas absurdas. Entre ellas, el dicho de Naomi Campbell que se hizo acreedora al premio de la “metedura de pata” del año, al decir: “Me encanta Inglaterra, especialmente la comida. No hay nada que me guste más que la pasta”. Increíble, pero si nuestro Marcelo Bonelli hubiera competido, aunque no es tan bonito como Naomi, hubiera tenido más de una frase con la que desplazarla, en castellano ininteligible, por lo demás. ¡Hasta el año próximo! © www.economiaparatodos.com.ar


\"\"
Se autoriza la reproducción y difusión de todos los artículos siempre y cuando se cite la fuente de los mismos: Economía Para Todos (www.economiaparatodos.com.ar)