Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

EPT | October 17, 2018

Scroll to top

Top

Miércoles 28 de mayo de 2014

Un mundo de preguntas: Mayo 2014 – Octubre 2015

Un mundo de preguntas: Mayo 2014 – Octubre 2015

En los próximos 18 meses la Argentina vivirá una experiencia difícil: un cuadro económico social agravándose, un gobierno cambiando su política económica originaria para sobrevivir y una oposición que tiene particular interés que el gobierno termine su mandato. No pareciera que vaya a repetirse la histórica conocida: los errores de un gobierno los pagaba el siguiente. La oposición elegía el atajo de un golpe o un inmenso desorden en la calle, que salvaba al anterior.

Al mismo tiempo, no todo el pasado ha sido catastrófico: el traspaso Menem a de la Rúa es la prueba más fuerte. Pero el promedio es negativo: fueron más los gobiernos que no terminaron su mandato corridos por hiperinflación o crisis sociales, como Alfonsín, de la Rúa y Duhalde.

Es como si el sistema democrático estuviera cruzando la prueba que todavía no hizo: la de controlar el tiempo político y no que este tiempo lo devore. No está claro si todos los dirigentes de gobierno y oposición están viendo este cuadro.

¿El justicialismo se agotará en una interna Scioli, Randazzo y con algún otro? ¿Massa irá por afuera del peronismo, repitiendo la experiencia exitosa de Caffiero en 1987? ¿UNEN seguirá unido, después del cuadro de realismo mágico del Teatro Broadway? Ese día, el dirigente más importante de las conversaciones y que la mayoría rechazaba (Macri) no solo no estaba presente, sino que ni había pedido que lo invitaran.

O dando vuelta las preguntas: ¿No será Massa el candidato justicialista al que terminarán apoyando los que hoy apoyan a Scioli? ¿No será Macri el candidato no peronista que, los agrupados en UNEN, terminarán eligiendo? ¿Habrá cuatro candidatos principales: ¿Scioli, Massa, UNEN y Macri? ¿O solo dos: Massa y Macri?

En medio de este juego casi todos están como apurados y opinan, con gran seguridad, como si las candidaturas fueran a definirse mañana. Este no es un problema de información o de datos. El proceso esta en un período de formación en el que todos, incluido el más informados, sabe realmente muy poco. ¿Por qué? Porque este es un proceso complejo, casi impersonal, no un suceso que cada uno arma de acuerdo a sus pareceres e intereses.

La realidad dice que estamos en un ciclo inflacionario, muy delicado, que no se sabe como va a terminar. ¿Será posible un traspaso de mando en medio de una crisis económica? Con la misma inocencia que calificados analistas suponen que la experiencia UNEM puede mantenerse unida y tener éxito, deberíamos preguntar: ¿es posible que todos los precandidatos para 2015 y el gobierno, acuerden pautas económicas para los próximos 18 meses a fin asegurar que el proceso no estalle por el aire? ¿Si están suponiendo algo casi imposible, porque no proponer todo lo casi imposible?

Hay otra pregunta que sobrevuela este proceso: ¿los que asuman el 10 de diciembre 2015 repetirán, mecánicamente, aunque con otras formas, 32 años de frustración institucional? O sea, democracia con poca economía o economía con poca democracia. Porque el balance de este ciclo muestra un resultado muy claro: enorme malestar social. La gente que camina por la calle se puede cansar.

Fuente: www.cartapolitica.org